Advertisement

Las bebidas de Michoacán

 

Por Ingrid Cubas @ingrid_cb 

Como hemos platicado en otras ocasiones, Michoacán es uno de los estados con gastronomía realmente impresionante dentro de la República Mexicana. Sus platillos típicos son una delicia que jamás aburre y cuando llega el momento de beber algo para digerir las carnitas michoacanas o unas corundas cubiertas de mucha crema tenemos algunas opciones igual de sorprendentes que la gastronomía sólida, como estas:

La charanda es de origen purépecha y significa tierra colorada. Se trata de una bebida que se obtiene a partir del jugo de la caña mediante un método de destilación que se ha preparado aproximadamente desde 1857. Una de las primeras marcas de las que se tiene registro es "Uruapan" fundada en 1907 por Cleofas Murguía Liera. Un elemento importante para hacer charanda es saber elegir algua de buena calidad, pero también hay que tomar en cuenta a la caña de azúcar que se usa para la charanda de Uruapan que crece a más de 1500 metros por encima del nivel del mar, lo que contribuye a que tenga mayor nivel de azúcar que la caña tradicional; así, la fermentación es dulce y pasa por una doble destilación. Además de aprovechar el jugo de la caña, se emplean el piloncillo y la melaza que desprende. Entre tanta dulzura, a vces llega a perderse de vista su contenido alcohólico que va del 35 al 55% por cada 100 ml. 

Descubre: Michoacán y su gastronomía

Desde agosto de 2003, se trata de un destilado con denominación de origen que sólo admite como charanda al producto que se destile en 16 municipios de Michoacán usando agua de los manantiales de la región. Para la fortuna de quienes gustan de beber charanda, se piensa que no habrá momentos de crisis como las que ha atrevesado el tequila, pues la producción de la cañan es mucho más prolífera que la del agave azul. 

Cuando llega el momento de emplearla en coctelería, la charanda es un complemento ideal para jugos, refrescos, aguas frescas y alguno que otro licor, sobre todo cuando son de notas cítricas, convirtiéndolo en un trago refrescante que enaltece el espíritu michoacano.

En Michoacán también se produce mezcal, esta palabra náhuatl se traduce como maguey cocido, pues para producirlo se requiere cocer el tallo y la base de la planta de maguey. Al igual que Michoacán, otros estados como Durango, Guanajuato, Guerrero, San Luis Potosí, Oaxaca, Puebla, Tamaulipas y Zacatecas tienen la denominación de origen para su elaboración.

El mezcal: vínculo de una cultura y tradición en peligro

El licor de membrillo es otro resultado de mezclar fruta y alcohol. Se obtiene de la mezcla de membrillo y ron que se somete a una destilación; en ocasiones se le agrega un poco de vainilla cuando se hace de forma casera. Si no quieres probar elmembrillo en este tipo de bebidas, puedes probar su almíbar. 

Entérate: La comida michoacana es patrimonio intangible de la humanidad

El rompope es otra de las opciones de bebidas que encontramos en Michocán, esta bebida tradicional de conventos se hace con leche de vaca, huevo, vainilla, canela, almendra, asúcar y alcohol. 

Sin embargo, no podemos dejar atrás al atole de chaqueta. Este atole color negro se hace con cáscaras de cacao, pelos de elote, canela, azúcar, piloncillo y los granos de maíz que se mezclan con agua y cal llamados nixtamal, así que termina sienfo una bebida realmente nutritiva y con muchas propiedades, perfecta para acompañar nuestros uchepos.